19/10/12

Obispo de Jericó ratifica Párroco de Palermo por solicitud del Alcalde y la comunidad

Por disposición de Monseñor José Roberto López Londoño, Obispo Diocesano de Jericó, el Presbitero Martín Enrique Rodríguez Henao, Párroco del Corregimiento de Palermo, debía trasladarse en los próximos días a su nueva sede del Municipio de Valparaíso, situación que originó un descontento general en la comunidad de dicha población, no sólo por la fructífera labor que éste viene realizando desde comienzos del año, cuando tomó las riendas espirituales del área, sino también “porque en tan corto tiempo, rescató a la sociedad del letargo espiritual en que se encontraba sumida desde más de una década”, según afirmaron dirigentes comunitarios locales.

Como resultado de esta situación, la colectividad palermita solicitó al Alcalde Juan Martín Vásquez Hincapié, su intervención ante la Diócesis de Jericó para evitar la remoción del Párroco Martín Enrique, motivo por el cual el Primer Mandatario de Támesis viajó a Jericó el pasado jueves 18, acompañado de una comisión integrada por varios funcionarios de la Casa de Gobierno, concejales y docentes del Corregimiento, quienes se entrevistaron con el Prelado en su sede arzobispal. Luego de este encuentro, Monseñor López Londoño ratificó en sus funciones al Padre Martín Enrique, reconociendo de esta manera, no solamente la excelente y fructífera labor comunitaria del sacerdote, sino también la integración y aceptación de la comunidad con la ejecución de sus programas, y la articuladción y trabajo en equipo de la Administración Municipal de Támesis con la Parroquia de Palermo y sus componentes. — (Comisión acompañante del Alcalde Juan Martín Vásquez Hincapié, quien posa al lado de Monseñor José Roberto López Londoño, al centro. De izquierda a derecha: Edilson Porras Blandón, docente y Presidente de la Junta de Acción Comunal de Palermo; María Emma Blandón Marín, Coordinadora Casa de la Cultura; Luz Nelly Marín de Cano, concejala; Rubiela Hincapié Naranjo, Primera Dama; Jairo Alberto Duque Sánchez, Secretario de Gobierno Municipal y Bernardo Eliécer Ramírez, Rector de la Institución Educativa Santiago Ángel Santamaría).

Hoy, la colectividad está de plácemes y agradecida con Monseñor López Londoño por haber reconsiderado su decisión de permitirles “seguir disfrutando de la abundancia espiritual que hoy poseemos, la cual se refleja en el trabajo limpio y de corazón que el Padre Martín ha realizado en pro de todos los palermitas, pues bien merecida tenemos la presencia de un Párroco de la calidad y la altura del Padre Martín Enrique Rodríguez Henao, para que los procesos culturales, sociales y religiosos que él ha iniciado sigan su curso para bien de todos”.